Por ANDRÉS TAPIA

No será el sol el que te reproche

Ni el cielo celeste de Recoleta

El día de ayer cambié de planeta

La ciudad de la furia fue esta noche.